¿Por qué una VPN no evitará muchos ataques?

Para poder mantener la seguridad al navegar por Internet es importante contar con ciertos programas y servicios. Sin embargo no todos ellos actúan igual. A veces podemos pensar que una aplicación en concreto puede librarnos de algunos ataques, cuando su misión es otra distinta, aunque esté relacionada con la seguridad. En este artículo hablamos de por qué una VPN no puede sustituir a un antivirus, ni evitar ciertos ataques informáticos.

Las VPN ayudan a la seguridad, pero no evitan muchos ataques

Podemos pensar que las VPN son muy útiles de cara a proteger la conexión y evitar problemas. Lo cierto es que sí, es así. Son esenciales para poder navegar por redes Wi-Fi públicas y evitar que la información personal pueda filtrarse o tener problemas con el robo de datos. Pero si vamos más allá, si pensamos en la protección general de un equipo, lo cierto es que no es la mejor aplicación.

Podemos decir que un antivirus siempre va a ser imprescindible, más allá de si usamos o no VPN. Ambos programas pueden complementarse y uno no elimina la necesidad del otro. De hecho, una VPN no va a evitar que descarguemos malware o que seamos víctima de un ataque Phishing.

Pongamos el ejemplo de que estamos navegando por un sitio web inseguro, donde hay alojado algún archivo que en realidad es un virus. La VPN no va a alertarnos de ello, ni va a analizar ese archivo una vez lo descargamos. En cambio un antivirus sí hace todo esto y sí es realmente útil para prevenir y para eliminar en caso de que ya lo hayamos bajado.

Tampoco va a frenar un ataque Phishing. Aunque naveguemos mediante una VPN, siempre podemos terminar en una página web falsa donde vamos a iniciar sesión y nuestros datos terminen en un servidor controlado por un atacante. Esto ocurrirá independientemente de si usamos o no este tipo de software.

Fuente – redeszone.net